martes, 13 de abril de 2010

Escribir es una maldición













Dije una vez que escribir es una maldición.
No recuerdo exactamente por qué lo dije, pero lo dije con sinceridad.
Hoy lo repito: es una maldición. Pero una maldición que salva.
No me refiero a escribir para un periódico, sino a aquello que puede convertirse en un cuento o en una novela. O en una novela breve.
Es una maldición porque obliga y arrastra como un vicio penoso, del cual es casi imposible librarse, porque nada lo sustituye.
Y es una salvación.
Salva al alma presa, salva a la persona que se siente inútil, salva el día que se vive y que nunca se entiende a menos que se escriba.
Escribir es intentar entender, es buscar reproducir lo irreproducible, es sentir hasta el fin lo que permanecería vago y asfixiante.
Escribir es también bendecir una vida que no ha sido bendecida.

Clarice Lispector
Correo Femenino

7 comentarios:

laura dijo...

Es q es tal cual. y Clarice Lispector es genial. "correo femenino" tiene una simpleza, una brutalidad y una ironía q me quedo siempre maravillada.

Heidi Alfonzo dijo...

Victoria, que palabras tan sabias! Como escritora, las aplaudo y las comparto!

Duendecilla Verde dijo...

Como todas las pasiones, adictivas pero vitales.

Un gustazo haber encontrado este blog, Saludos.

Mercè Castro Puig dijo...

Estoy totalmente de acuerdo. Escribir es un don y los dones son comprometidos, tienen vida propia, son exigentes y se resisten a ser malgastados.

Un abrazo grande,

Mercè

Anónimo dijo...

Me uno a la salvación!!! sin escribir no sé... siempre lo hice y forma parte de mí!!!
Y me complementan las de otros.
Un beso BEA

Victoria dijo...

Bienvenida Duendecilla Verde!! Ese nombre me transporta a infinitos mundos mágicos...

Mónica Beatríz dijo...

Escribir... "salva al alma presa"
Doy fé
Cuánto me ayudó poder escribir!!!
Que palabras tan sabias!!
Un abrazo

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

Un arma poderosa

Un arma poderosa