martes, 9 de febrero de 2010

Canastos de Sueños










Todos llevamos a cuestas canastos invisibles de sueños a cumplir.
Algunos vienen con nosotros desde nuestra más tierna infancia; otros, se fueron incorporando con el tiempo en alguna esquina silenciosa de nuestro corazón.
Pero los sueños ignorados o no cumplidos no son silenciosos.
Murmuran su descontento por no haber podido salir a la luz. O por haberse quedado demasiado tiempo recostados y sin fuerzas para materializarse.
Nuestros sueños abandonados van conformando una vida paralela a la que vivimos. Una vida no vivida. Y al quedar rezagados y fuera de nuestros planes se confabulan para que no nos sintamos del todo satisfechos o felices.
Se cuelan en mitad de la noche en lo que soñamos. Se aparecen en carteles y anuncios. Tararean en canciones. Se escapan veloces de las bocas de otros. Y hasta llegan a agolparse todos juntos en nuestro pecho como si una multitud de percusionistas se hubiera dado cita allí.
La mitad de la vida es un suelo fértil y propicio para hacer germinar esos sueños olvidados. Pareciera que la vida vivida nos diera una segunda oportunidad y mayor sabiduría para darle cabida a todos esos ideales y deseos no vividos.
Ir en pos de sueños que están imbuidos de nuestra esencia nos revitaliza. Marca un norte luminoso que nos hace levantarnos cada día creyendo que todo es posible.
Hurgar en esos canastos repletos nos va restituyendo parte de quienes somos. Y a la vez que nos restaura, nos completa.
Así como hacemos listas para tantas trivialidades y asuntos cotidianos, es bueno y hasta recomendable hacerse una lista propia de sueños a cumplir.
Y ponerla en un buzón imaginario. Ese que lleva los anhelos más personales bien alto. Donde no hay voces de crítica y desaliento que los derriben. Ni burlas. Ni razonamientos que nada conocen de las razones del propio corazón.

4 comentarios:

ale dijo...

hola victoria!!cuánta belleza en estas palabras...ya la palabra misma soñar es hermosa,el verbo soñar ,también...porque en presente ,en pasado,en futuro nos llena mucho el corazón y el alma ...apoyo con todo mi corazón esa lista imaginaria!!muchos besos!!

Maria J dijo...

Hola Vicky! Tanto tiempo!!!
Qué lindo lo que nos acabas de compartir! No sabés lo bien que me viene!!! Es eso estoy, en eso quiero estar. En poder hacer de algunos sueños postergados Realidad!!! Voy por la lista!
Besos, Gracias! y que estes muy bien!!!
Mary

Mercè Castro Puig dijo...

Hola Victoria,
Hoy he comido con una amiga a la que se le están haciendo los hijos mayores y me contaba el desconcierto que siente. Tu escrito habla de esto... del momento para retomar las propias ilusiones. Se lo pasaré, le irá muy bien leerlo.
Besos,
Mercè

Geraldine dijo...

Cuánta verdad! Y qué esperanzador resulta el ejercicio de reflotar algunos sueños...
Cariños

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

Un arma poderosa

Un arma poderosa