jueves, 23 de julio de 2009

Sabiduría de los Andes










"Una noche, en el fuselaje, nos preguntamos: si nos íbamos a morir el próximo día, qué hubiéramos cambiado en la vida que habíamos llevado hasta entonces.
Recuerdo que era una ronda en la que cada uno decía lo que sentía, uno después del otro.
Algunos pidieron que los saltearan porque preferían no hablar.
Uno decía que se arrepentía de todas las disputas innecesarias que había tenido con su familia.
Otro se lamentaba de no haber dicho muchas más cosas que tenía para decir a la gente que quería.
A otro le dolía haberse preocupado más de lo necesario, descuidando el disfrute de las pequeñas cosas...
Lo peor que nos podía suceder en esas circunstancias era irnos con cuentas pendientes..."

Testimonio de Moncho Sabella en
el libro La sociedad de la nieve

2 comentarios:

madamelulu dijo...

que bueno tener otra oportunidad para hacer las cosas mejor

Anónimo dijo...

Que loco...cuan real...hoy si mañ no despertaria pienso en esto...y no se...quizas locamente llamaria y visitaria a tanta gente que amo y se los diria...solo pensando en no dejar nada en el tintero...nada en el haber---
Que loco...raro...quizas deberia vivir asi!!!
Pensando en qe hoy es el ultimo dia...quizas asi logre sacar solo lo bueno y manifestarlo sin ningun pudor o medida....
Gracias por tantas reflexciones....
Siempre es un mimo al alma pasar por este espacion cibernetico....

Marcela mamá de Catalina y hna de Barbara,mis 2 angeles en el azul

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

Un arma poderosa

Un arma poderosa